¿Qué son las TLTRO-II?

24 de junio de 2016

Las operaciones de financiación a plazo más largo con objetivo específico (TLTRO) son una de las herramientas de política monetaria no convencionales que utiliza el BCE. Mediante estas operaciones ofrecemos préstamos a largo plazo a los bancos y promovemos la concesión de préstamos a las empresas y a los consumidores en la zona del euro, lo que contribuye a que las tasas de inflación vuelvan a situarse en niveles inferiores, aunque próximos, al 2 % a medio plazo. La primera serie de TLTRO se inició en 2014. La segunda, denominada TLTRO-II, se introdujo en marzo de 2016.

Los bancos que participan en estas operaciones pueden obtener financiación por un importe de hasta el 30 % de sus préstamos vivos a empresas y consumidores. Esto significa que las entidades que concedan más préstamos a la economía real podrán obtener más financiación y a un tipo de interés más bajo del que habitualmente ofrece el BCE. Se realizarán cuatro operaciones en los próximos doce meses, comenzando la primera de ellas el 29 de junio de 2016.

¿En qué se diferencian las TLRO-II de las operaciones de política monetaria convencionales?

Como banco de bancos, el banco central proporciona liquidez a los bancos comerciales en forma de préstamos. Normalmente, estos deben devolver dichos préstamos en plazos de una semana o tres meses. He ahí la principal diferencia con las operaciones convencionales: los préstamos concedidos en el marco de las TLTRO-II tienen un vencimiento mucho más largo, de cuatro años. Esto ofrece a las entidades de crédito una financiación más estable y fiable en momentos de incertidumbre en los mercados.

Asimismo, a diferencia de las operaciones de política monetaria convencionales, la cantidad de dinero que los bancos pueden obtener en las TLTRO-II y el coste de financiación dependen del volumen de préstamos que conceden a la economía real.

¿Cómo ayudan estas operaciones a los consumidores, a las empresas y a la economía?

Al incluir incentivos para que los bancos presten más, las operaciones TLTRO-II promueven el crédito a las empresas y a los consumidores en la zona del euro, lo que estimula la actividad económica. En general, los bancos se financian al tipo de interés oficial del BCE, que también es el punto de partida en las operaciones TLTRO-II. Sin embargo, en estas operaciones el coste de financiación de los bancos participantes está vinculado al volumen de préstamos concedidos. Si un banco aumenta suficientemente sus préstamos a la economía real, en lugar de pagar intereses, puede recibirlos «abonando» un tipo de interés negativo, que podría ser tan bajo como el aplicable a la facilidad de depósito, que es del -0,4 % actualmente.

Las operaciones TLTRO-II acompañan a otras políticas acomodaticias del BCE y apoyan su transmisión a la economía real, lo que nos a ayuda a lograr nuestro objetivo principal de mantener la estabilidad de precios.