Normas para la sustitución

Los bancos centrales de la zona del euro canjean los billetes dañados o mutilados (por ejemplo, parcialmente quemados, incompletos o desfigurados) que reúnan ciertos criterios. No se canjean los billetes que hayan sido mutilados o deteriorados intencionadamente.

En principio, el canje es gratuito. Sin embargo, el canje de billetes dañados accidentalmente por aparatos antirrobo lleva un cargo.

Para más información, véase:

La dirección de correo postal de cada banco central nacional figura en su sitio web.