European Central Bank - eurosystem
Opciones de búsqueda
Home Medios El BCE explicado Estudios y publicaciones Estadísticas Política monetaria El euro Pagos y mercados Empleo
Sugerencias
Ordenar por

El cambio climático y la revisión de la estrategia

Hacer frente al cambio climático es un reto mundial y una prioridad para la Unión Europea. Si bien los Gobiernos deben tomar la iniciativa, el BCE también tiene un enorme interés en ayudar a afrontarlo. Nuestra función es mantener los precios estables. El cambio climático afecta a cómo varían los precios de las cosas debido a su impacto en la economía. Nos hemos comprometido con un ambicioso plan de actuación para tener en cuenta los riesgos climáticos en nuestra política monetaria.

¿Por qué el cambio climático ha formado parte de la revisión de nuestra estrategia?

Para afrontar el cambio climático se necesitan medidas urgentes

El cambio climático es uno de los mayores retos a los que nos enfrentamos actualmente. Nos afecta a todos y requiere medidas urgentes. El aumento de las temperaturas y los fenómenos meteorológicos extremos ya están alterando gravemente nuestras vidas y nuestras economías. Los problemas generados por el cambio climático empeorarán si no los abordamos ahora, todos juntos.

Los Gobiernos deben tomar la iniciativa

Todos podemos contribuir a hacer frente al cambio climático, pero los Gobiernos deben tomar la iniciativa porque son los principales responsables de la política climática y disponen de los instrumentos más eficaces.

Nosotros también hemos de ayudar en lo que nos sea posible

En el BCE también tenemos mucho interés en ayudar a afrontar el cambio climático, dado que los riesgos climáticos influyen en cómo hacemos nuestro trabajo de mantener los precios estables.

¿Cómo afecta el cambio climático a nuestro trabajo?

El cambio climático dificulta la política monetaria

Los fenómenos meteorológicos extremos hacen que nuestra economía sea menos predecible. Afectan al volumen de la producción y al coste de las cosas. Por ejemplo, un período de sequía muy largo puede arruinar varias cosechas. Cuando hay menos alimentos disponibles, sus precios suben. A medida que aumenta la frecuencia de estos fenómenos, se genera más incertidumbre. En consecuencia, resulta más difícil para nosotros valorar qué perturbaciones de nuestra economía requieren cambios en nuestra política monetaria, y cuáles no.

El cambio climático es un reto a largo plazo

Aunque normalmente nos centramos en cómo evolucionarán los precios en los próximos años, también hemos de considerar que el cambio climático es un desafío a mucho más largo plazo. Las políticas diseñadas para fomentar actividades más ecológicas en nuestra economía también inciden en el coste de las cosas. Por ejemplo, los impuestos sobre el carbón, el petróleo y el gas pueden encarecer la energía procedente de estas fuentes. Los Gobiernos también pueden optar por apoyar tecnologías más sostenibles y energías más verdes, cuyo impacto puede ser mayor en algunas industrias y regiones que en otras, lo que, en última instancia, repercutirá en el funcionamiento de nuestra economía.

El cambio climático también afecta a nuestro sistema financiero

Los riesgos derivados del cambio climático pueden afectar a la estabilidad de nuestros sistemas financiero y bancario. Por ejemplo, activos que hoy se consideran muy valiosos, podrían valer mucho menos mañana. Este sería el caso de una empresa de energía que lleva a cabo actividades de perforación para suministrar petróleo a sus clientes. En una economía más verde en la que se prohibiera la perforación, esta empresa valdría mucho menos. Si el valor de sus acciones cae, otras empresas y bancos titulares de esas acciones también podrían tener problemas. Estos sucesos pueden atemorizar a los mercados y propagar la inestabilidad. Los trabajadores podrían perder sus empleos, y el gasto y la inversión podrían caer. Todo ello puede dañar gravemente la economía y dificultar mucho más nuestra tarea de mantener los precios estables.

¿Cómo podemos contribuir a hacer frente al cambio climático?

Nos hemos comprometido con un ambicioso plan de actuación climática

Debemos tener en cuenta los riesgos del cambio climático cuando elaboramos nuestra política monetaria, y ello nos ayudará a adoptar mejores decisiones. Pero es una tarea ingente que no estará lista de la noche a la mañana. Por este motivo, nos hemos comprometido con un plan de actuación amplio y audaz, con el fin de centrar nuestros esfuerzos en áreas esenciales para ayudar a afrontar el cambio climático.

¿Qué vamos a hacer?

En primer lugar, tenemos que entender mejor el modo exacto en que los riesgos climáticos afectan a la economía. Para ello estamos recopilando información y datos. Nos aseguraremos de que los riesgos relacionados con el cambio climático formen parte de nuestro análisis periódico de la economía y se incorporen en los modelos que utilizamos para entender cómo funciona. En segundo lugar, promoveremos el conocimiento y la transparencia acerca de los riesgos del cambio climático. Como banco central, estamos bien situados para hacerlo porque interactuamos regularmente con los bancos a través de nuestras operaciones de política monetaria. Por ejemplo, estamos estudiando de qué forma nuestras normas podrían animar a las entidades de crédito a ser más transparentes en referencia a los riesgos climáticos relacionados con sus activos y a informarnos de dichos riesgos de una manera coherente. En tercer lugar, trabajaremos en nuestra capacidad para valorar mejor los riesgos climáticos de nuestra propia política monetaria y de nuestras operaciones de inversión. Pero también hay otros aspectos. Puede consultarse más información sobre nuestro plan de actuación en nuestra nota de prensa sobre el cambio climático.

VER TAMBIÉN

Más información sobre nuestro plan de actuación climática

El cambio climático en nuestra nueva estrategia

En el BCE estamos haciendo todo lo posible para hacer frente al cambio climático dentro de nuestro mandato. Hemos acordado un plan de actuación que incluye una hoja de ruta ambiciosa para incorporar consideraciones sobre cambio climático en nuestro marco de política monetaria.

Nota de prensa
MÁS INFORMACIÓN
Climate change and monetary policy in the euro area
REVISIÓN DE LA ESTRATEGIA
¿Buscas más información?